cumpleaños – 1

supertarta

Qué pronto pasa un año, cuando ya ha pasado.

Sentimos el fluir del tiempo mucho más lentamente tratándose de horas o de días que de períodos más largos. Debe haber segundos eternos y minutos angustiosamente interminables.

Yo me he convertido en un hombre muy impaciente conmigo mismo y lo que me rodea. Tanto es así que este invierno, con los zapatos de cordones, si no se desataban por las buenas porque había tirado del cabo improcedente y había formado un nudo… me los sacaba a lo bestia, hasta haciéndome daño en el pie. No sé tener paciencia con mi vida. No sé envejecer. No sé a qué incendio acudir para sofocarlo: un volcán me está quemando el culo, una hoguera me abrasa el corazón, mis ojos están achicharrados y la persona que más quiero en este mundo me ve pero no me mira, no me habla —el cuatro de abril, sábado, me destrozó con sus palabras descarnadas y frías— y sigue alejándose de mí creyendo que yo voy a olvidar su crudeza y su infidelidad a lo que nos habíamos comprometido, que no era más que esto: yo perdía, sin opción a poder luchar para ganar —sería como la muerte del cordero criado a mano desde el nacimiento, que no se revuelve contra el carnicero que lo degüella; simplemente lo mira con los ojos húmedos como diciendo “¿Porqué me haces esto si yo solo te he dado cariño?”— y nunca se rompería el lazo del afecto. El amor es una sorpresa inesperada, un regalo de la vida. También es una venda que tapa todos los defectos de quien queremos. El mensaje escrito en la pizarrita fue un cuento chino con fecha de caducidad demasiado inmediata.

Va a hacer ya un año que empecé este precioso blog. He sido constante (si no me equivoco he escrito 111 entradas) y fiel a mi promesa de no envenenarlo con asuntos políticos. A pesar de que nunca le he temido a hablar de Política porque es un tema que domino; hay quien se divierte viendo un partido de fútbol, tenis o baloncesto; incluso hay quien va al cine o se mete en un bar a beber y escuchar música. Yo disfruto siguiendo un debate en Las Cortes y oyendo la radio. Nunca fui un hombre práctico, lo reconozco. Otra de mis aficiones ha sido creer en las personas e idealizar territorios. Por ejemplo, siempre había visto con los ojos del ensueño la ciudad de San Sebastián y mil veces me he planteado ir alguna vez una temporada. El otro día, en la sala de observación del hospital, a mi lado había un señor y su hija. En aquel silencio rodeado de angustia, en cuanto que los oí hablar —qué buen castellano hablan los vascos— supe que eran donostiarras. Cuando se marcharon, sobre el brazo del sillón había un papel con estas palabras escritas: euskal iruzur. Un sexto sentido me hizo cogerlo y guardarlo. Alguna vez he contado —aquí o en otro sitio— que hubo un tiempo en el que yo encontraba, siempre por el mismo sitio, naipes tirados en la acera, cartas de la baraja española que eran como imanes: me veía obligado a recogerlos, disimuladamente, porque creí que tenían un mensaje dentro. En otra ocasión recogí del suelo un trozo de una carta, de apenas unos centímetros, en la que se podía leer una historia de amor en tan pequeño espacio…

Estamos de cumpleaños, por lo tanto. Y no puedo comer tarta. Pero vosotros os la repartís, trocito a trocito.

Muchas gracias a todos por haberme leído. Qué gran regalo ha sido ese.

Un beso y/o un abrazo.

Anuncios

2 comentarios to “cumpleaños – 1”

  1. José Andrés Says:

    ¡Feliz anivesario! Es verdad que es un blog precioso y nos deleita con su historias y reflexiones, pero esto de cumplir años le ha puesto a Vd. muy blandito y sentimental. Ha derramado Vd. demasiado corazón en este -¿se dice post?-. De Política, mejor no hablar y de amores no correspondidos tampoco. No merece la pena. El mejor desprecio no hacer aprecio. Suerte y que siga cumpliendo años el blog. Orator dixit.

  2. Carlos Says:

    Felicidades… que coincidencia que cumpla años el 24 de Junio (San Juan).

    Saludos y sigue por muchos años mas con el blog.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: